primera

¡Clausuran el Ingenio!: POR FIN

-Personal de la Conagua colocó sellos en el Alianza Popular

-Las quemas fueron detenidas, hay fuerte incertidumbre

 

Justo Sánchez y Magui López

 

Las puertas de acceso a los camiones cañeros y las básculas del Ingenio Alianza Popular de Tambaca, municipio de Tamasopo, clausuró personal de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), luego de escuchar las acusaciones de los afectados del Ejido El Jabalí, municipio de Aquismón, sobre la contaminación al río Gallinas.

En un sorpresivo operativo realizado a las 00:30 horas del viernes 11 de Enero de 2019, los inspectores de la Conagua llegaron hasta las puertas de acceso y notificaron la orden de clausura, por lo que de inmediato empleados de esa agroindustria pasaron a los patios de maniobra y batey alrededor de un centenar de camiones, para reducir las pérdidas a los productores, en tanto que el resto de los camiones quedaron en fila sobre la carretera.

Los inspectores hablaron con los directivos de la factoría, entre quienes estaba el ingeniero Fernando Flores, para mostrarle la denuncia formal de habitantes de la ribera del río Gallinas, que denunciaron descargas contaminantes y enfermedades de piel y gastrointestinales en sus niños.

Posteriormente, los funcionarios de la Conagua colocaron sellos con la leyenda “CLAUSURADO” con el folio 003 de esa dependencia, así como logos del Gobierno de la República.

Trascendió que los directivos del Grupo Santos pidieron explicar la situación, por lo que anunciaron que llevarían un escrito durante la mañana del mismo día, para después de las 3 de la tarde reiniciar la molienda de caña de azúcar y zafra que lleva un importante avance.

Sin embargo, la Conagua anunció más tarde en San Luis Potosí que los sellos de clausura no se quitarán hasta que haya un plan de remediación de descargas de la fábrica azucarera.

 

 

ALCALDE SOLAPÓ

ECOCIDIO DEL RÍO

Por su parte, funcionarios del Ayuntamiento de Aquismón a cargo de Óscar Suarez Mendoza, sí sabían de la contaminación en el río Gallinas provocada por el IAP de Tambaca.

De acuerdo a los habitantes del poblado, la primera descarga al río que generó fuerte contaminación ocurrió el 23 de Diciembre pasado y de inmediato notificaron a las autoridades municipales de Aquismón; luego sucedió una más a final de ese mes y una tercera a inicio de este año.

Apenas el miércoles al mediodía acudió al lugar de la contaminación, la directora de Ecología de Aquismón, Ana Victoria Ramos Fernández, quien señaló que sí habían sido avisados de la emergencia pero que no acudieron porque estaban en “período vacacional”.

 

 

PARARON LAS QUEMAS

Con el cierre del IAP se frenan de manera dramática los avances de cosecha de la región, al mantenerse en pausa la quema de la caña, provocando una afectación directa para al menos 2,500 trabajadores e indirecta a camioneros y comerciantes, cuyo trabajo depende de que los trabajos del Ingenio se efectúen de manera normal.

Así lo manifestó Celso Yáñez Soto, representante de cosecha del grupo ejidal de Rascón, perteneciente a la CNC y a la CNPR.

La información del cierre del Ingenio por parte de la Conagua fue informada de manera oficial a los representantes de cosecha y por eso las quemas quedaron suspendidas.

Los cortadores se encuentran laborando con cañas quemadas el día anterior, así lo manifestó Yáñez Soto, quien añadió que los productores y trabajadores esperan que la factoría cumpla las normativas impuestas por la Conagua, ya que al no hacerlo, resultan afectados los empleados no sólo en su economía, sino también en la contaminación de los recursos naturales, puntualizó.