primera

Cortaron agua a la zona Tének: CRECIÓ CONFLICTO

 

Trabajadores del Ayuntamiento de Aquismón sabotearon suministro

 

Los huelguistas de la DAPA no intervienen; miles sin el líquido

 

Armando Calderón y Darío Almazán

 

Desde ayer, la zona Tének está sin agua debido a que trabajadores del Ayuntamiento de Aquismón que manejan el Sistema Tanchachín se solidarizaron con el sindicato de la Dirección de Agua Potable y Alcantarillado (DAPA), para cerrar las válvulas y no permitir la circulación del líquido hacia algunas poblaciones del municipio vecino y toda la zona Tének.

El director de la DAPA, Marco Antonio Guillén Rivera explicó que en días pasados hubo cortes intermitentes, pero ahora sí fue de manera definitiva, a manera de presión.

“Nos impiden el paso al sistema en Tanchachín que surte a la zona indígena de nuestra ciudad”, dijo.

“También afectan a una parte de Aquismón. Ya habíamos logrado entrar, pero finalmente hoy (ayer) ya no pudimos y apagaron las bombas”, explicó. En el área viven 15 mil habitantes indígenas.

Guillén dijo que en ese sistema es necesario que haya personal para operar los motores y supervisarlos, “hay tres turnos de ‘bomberos’, así les llaman y ahorita no solamente no hay agua, sino que si en un momento dado deciden abrir las bombas, tardará de dos a tres días en normalizarse el servicio”.

Explicó que hay seis empleados del sistema, que pertenecen al Ayuntamiento del alcalde panista Óscar Suárez Mendoza que impiden el paso.

“Estamos a contentillo de esas gentes, fueron enviadas por líderes de un sindicato que quieren formar allá”, sostuvo.

Mientras tanto, personal sindicalizado de la propia DAPA no hace nada por regularizar esa situación, pese a que ellos sí tienen acceso.